De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), 35 millones de asalariados europeos trabajan en ambientes donde existe un riesgo a sus salud auditiva por estar expuestos al ruido.

Aunque la protección auditiva es obligatoria a partir de los 85 decibeles, está comprobado que el ruido causa daños irreversibles al oído desde los 80 decibeles, o incluso antes. Si un trabajador no está protegido, corre el riesgo de quedarse sordo, y esto generará graves consecuencias para él, su familia la empresa donde trabaja y la sociedad en general.

Qeos® es un protector auditivo personalizado que incorpora un filtro acústico que reduce el ruido sin dejar incomunicado a quien lo usa. A diferencia de los protectores auditivos comúnmente utilizados en la industria como los tapones desechables u orejeras, Qeos® permite al trabajador percibir las señales de alerta y dialogar sin necesidad de quitarse los protectores auditivos.

SOLICITAR INFORMACIÓN

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar